martes, 23 de mayo de 2017

DOCUMENTAL “CONTANDO A CARLOS CASARES” DE GONZALO E. VELOSO

Parte del audiovisual, cuyo estreno coincide con el de Ourense, se grabó en la Casa de Galicia y el acto se enmarca dentro de la celebración del Día de las Letras Gallegas

LA DELEGACIÓN DE LA XUNTA EN MADRID ACOGIÓ HOY LA PRESENTACIÓN 


L.M.A.
 
Madrid, 23 de mayo de 2017. La Delegación de la Xunta de Galicia en Madrid/Casa de Galicia acogió esta tarde la proyección del documental de Gonzalo E. Veloso, “CONTANDO A CARLOS CASARES”, parte del cual se grabó en nuestra institución y que también hoy se presenta en Ourense. El acto se enmarca dentro de la celebración del Día de las Letras Gallegas, junto con el concierto "A cantiga lírica galega" de la soprano María Rodríguez, acompañada al piano por Juan Durán que la Casa programó para el propio día 17 de mayo.

La proyección, cuya presentación corrió a cargo del Coordinador de Actividades de la Casa de Galicia, Ramón Jiménez, quien lo hizo en nombre del delegado de la Xunta en Madrid y director de la Casa de Galicia, José Ramón Ónega, estuvo seguida de un coloquio en el que intervino la historia y documentalista del audiovisual, Melodi Parga Otero.

En sus palabras Jiménez recordó que algunas de las entrevistas que aparecen en el documental se realizaron en esta misma Casa, en el otoño pasado. “Ya entonces hablamos Gonzalo y yo de la posibilidad de proyectarlo aquí con ocasión de las Letras Galegas. La fecha entonces parecía lejana, pero como es lógico llegó, así que celebro que esa película hace unos meses embrionaria esté ya dando sus primeros pasos entre nosotros”.

El audiovisual, con guión, dirección, producción y montaje de Gonzalo E. Veloso, cuenta con los testimonios de especialistas en Carlos Casares, familiares y amigos, entre ellos: Xavier e Häkan Casares, Arcadio López Casanova, Marina Mayoral, Basilio Losada, Damián Villalaín, Antón Riveiro Coello, Xavier Carro, los hermanos Fonseca Moretón, Camiño Noia, Luís González Tosar, Manolo Rodríguez, Miguel Anxo Fernández, Maribel Outeiriño, Gonzalo Navaza, Xosé Manuel Soutullo... que ofrecerán su personal visión desde diversos aspectos: “una visión próxima como persona, más allá del personaje histórico-cultural, analizando su metodología de trabajo, sus motivaciones, sus pasiones y su dinámica”.

Por su parte, Melodi Parga, natural de Barreiros (Lugo), es licenciada en Historia del Arte con especialidad en museología y patrimonio cultural, habiendo cursado estudios de Arqueología Paleocristiana y Bizantina en el Instituto Arqueológico de la Geogr August Universität de Göttingen, Alemania. En ese país, trabajó también en el Museo de Cultura Funeraria de Kassel. Colabora, desde hace años, con Mito/Revistacultural y dirige la bitácora online LuzdeTea sobre patrimonio funerario galego. Además de las tareas de documentación sobre Carlos Casares, también lo hizo en el dedicado a Manuel María. 

Melodi explicó que Millo Filmes, la empresa que realizó el audiovisual, lleva siete años grabando este tipo de documentales sobre los autores a los que se dedican los días de las Letras, desde Lois Pereiro. “Nuestra forma de trabajar es abierta, plural e intentamos profundizar en el entorno personal y laboral del autor. Los participantes hablan y no se manipula nada. Se toma tal cual lo que dicen”. Melodi también buscó las localizaciones y destacó la dificultad que entraña el coordinar a tantas personas, que viven alejadas entre sí, como por ejemplo Basilio Losada, que lo hace entre Madrid y Alemania.

Tras el visionado se estableció un animado coloquio. Entre las personas asistentes estaba Ángeles Filgueira, hija de Filgueria Valverde, a quien se dedicó el día De las Letras de 2015.


Carlos Casares es el autor al que se dedica el DÍA DE LAS LETRAS GALEGAS este año 2017 y escribió tanto en lengua gallega como en castellana. Nacido en Ourense en 1941, estudió Filosofía y Letras en la Universidad de Santiago y después estuvo de lector en varias universidades europeas. A su regreso, se instaló en Vigo, desde donde desarrolló una actividad cultural y profesional incesante como escritor, editor, catedrático en la Universidad de Santiago de Compostela, miembro de la Academia Gallega de la Lengua y presidente del Consello da Cultura Galega. Colaboró asiduamente como articulista en numerosos diarios, entre ellos La Voz de Galicia. Casares se dio a conocer en 1967 con el libro de relatos Vento ferido y desde entonces publicó con regularidad novelas y cuentos de literatura infantil. En su obra se aprecia la marca de intelectual europeo cosmopolita junto a un humor y sencillez aldeanos que siempre giran en torno a conflictos o situaciones que afectan a la gente de nuestro tiempo. Entre sus obras se encuentran: Cambio en tres (1969); Xoguetes para un tempo prohibido (1975), Os escuros soños de Clio (1979), Ilustrísima(1980), Os mortos daquel verán (1987), Na marxe de cada día: follas dun diario (1994) y Deus sentado nun sillón azul (1996). También publicó libros de literatura infantil, como A galiña azul (1968), As laranxas máis laranxas de todas as laranxas (1973) y Lola anda en bicicleta (1997), y ensayos sobre Vicente Risco, Ramón Otero Pedrayo, Ramón Piñeiro, Manuel Curros Enríquez y otros autores de la literatura gallega. Falleció en Vigo en 2002.


lunes, 22 de mayo de 2017

SALTO DE PÁGINA: El libro de artista en el siglo XXI Colección ArtsLibris / Banco Sabadell





L.M.A.

23.05.17 .- Madrid.- La Calcografía Nacional de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando y la Colección Banco Sabadell presentan la exposición SALTO DE PÁGINA: El libro de artista en el siglo XXI.

Decía Marcel Duchamp, en una de sus célebres frases, que un libro de artista es un libro realizado por un artista.

Poniendo en práctica esta premisa, en la segunda mitad del siglo XX, concretamente en el año 1963, el artista americano Edward Ruscha realizó la primera edición de su célebre Twentysix Gasoline Stations (Veintiséis Estaciones de gasolina). A partir de entonces, los artistas más vanguardistas decidieron servirse del libro como instrumento de ruptura con el arte anterior, a pesar de la paradoja de tratarse de un medio de expresión artística tradicional.

Para Ruscha, la especificidad fundamental de estos libros es su espíritu innovador y su concepción como obra de arte, tomando consciencia del libro como una entidad artística propia y creando un género independiente, como lo habían sido anteriormente la pintura, la escultura o el video.
Esta concepción llegará hasta nuestros días y es uno de los legados fundamentales de la década de los sesenta del pasado siglo. La pervivencia de este legado hace que ahora, situados en el siglo XXI, el libro continúe teniendo una gran vigencia.

Libros y publicaciones de artistas nacionales e internacionales forman parte de la Colección Banco Sabadell, que desde hace cuatro años se ha ido enriqueciendo con el patrocinio del Premio ARTSLIBRIS-Fundación Banco Sabadell, dedicado a la adquisición de publicaciones, y la colección AL, que ha convertido a ARTSLIBRIS también en editora.
La exposición reúne las obras editadas y premiadas en estos años, además de otras obras de relevante interés que pertenecen a la Colección de Arte Banco Sabadell.

Esta exposición, comisariada por Rocio Santa Cruz, reúne desde obras paradigmáticas de la historia del libro de artista hasta producciones de los últimos cinco años. Es en estos momentos cuando numerosos creadores jóvenes dedican una parte importante de su trabajo a la edición de publicaciones autoeditadas, haciendo suyas las herramientas que les brinda la tecnología digital.

La muestra se divide en cinco núcleos temáticos: la referencia histórica, el libro de artista, la bibliofilia contemporánea, la poética del libro-objeto y el fotolibro. Andy Warhol, Jannis Kounellis, Lawrence Weiner, Sonia Delaunay, Equipo Crónica, Jaume Plensa, José Pedro Croft o Pablo Palazuelo dialogan con el trabajo de numerosos creadores jóvenes como Cristina de Middel, Sandra Gamarra o Simona Rota. Como homenaje a la Calcografía Nacional, se ha incluido la publicación de los británicos Jake y Dinos Chapman, Insult to Injury, que toma como base de su trabajo la serie de grabados Los Desastres de la guerra, de Francisco de Goya.

El libro, como obra de arte, es el territorio de creación donde se sitúa esta muestra, aunque muchas de las ediciones contemporáneas de libros de artista tienen lugar más allá de los márgenes impuestos por el formato: se expanden y abarcan el territorio infinito del arte. Por ello, muchos de los libros de artista, y especialmente los fotolibros de esta muestra, forman parte de un todo mayor, de una serie, instalación o proyección que tiene su continuidad en las paredes de las salas con obras de Sonia Delaunay, Pablo Palazuelo, Jordi Colomer o Equipo Crónica, entre otros.

Sol LeWit, artista con libros presentes en la exposición y una obra marcada por la influencia de Marcel Duchamp, definió sintéticamente los libros de artista como un medio para transmitir ideas.

El nuevo espacio del libro en el siglo XXI hace suya esta premisa. Es inabarcable e integrador de todas las disciplinas; es el espacio de libertad donde todo arte se representa.


Ámbitos temáticos

Bibliofilia contemporánea
Es la heredera del libro ilustrado del siglo XIX. También denominado libro de pintor o carpeta de grabados. La figura del editor es muy importante, aunque últimamente tiende a desaparecer.

Libro-objeto
Pertenece también al terreno de la poesía visual. El libro suele ser un referente, pero no el soporte literal, ya que en muchas ocasiones está más cerca del objeto escultórico que del libro.

Referentes históricos - Libros de artista
Suelen tener formato de libro convencional y ser autoediciones de los propios artistas, que en algunos casos se convierten en editores de otros artistas. Los costes de producción son bajos y en muchos casos los tirajes son estándar.

Fotolibro
Libro compuesto por imágenes fotográficas que aporta un relato que va más allá de la copia fotográfica. Ha tenido un gran auge en estos últimos años gracias a la accesibilidad de los programas de maquetación y la impresión digital, que permite editar bajo demanda. Existen numerosas editoriales y artistas que se autoeditan en este formato, uno de los más utilizados entre fotógrafos y jóvenes creadores.




Autores: Ignasi Aballí, Antonio Alcaraz, Toni Amengual, Eduardo Arias, Mar Arza, Julián Barón,Iñaqui Bonillas, Alfons Borrell, Laura Braun, Marcel Broodthaers, Ulises Carrión, Ricardo Cases, Mariana Castillo Deball, Jake y Dinos Chapman, Francisco Clemente, José Pedro Croft, Mery Cuesta, Cristina de Middel, Antonia del Río, Céline Duval, Equipo Crónica, Enric Farrés‐Duran, Fluxus, Joan Fontcuberta, Sebastiaan Fontein, Sandra Gamarra, Regina Giménez, Roger Guaus, Cristóbal Hara, Daniel Jacoby, Allan Kaprow, William Kentridge, Jannis Kounellis, Pierre Leguillon, Antoni Llena, John MacDowell, Sara MacKillop, Martí Manen, Poncho Martínez, Gordon Matta-Clark, Vicky Méndiz, Esmelyn Miranda, Oscar Monzón, Antoni Muntadas, Richard Negre, Willem Oorebeek, Pablo Palazuelo, Estefanía Peñafiel Loaiza, Perejaume, Aimar Pérez Galí, Ximena Pérez Gorbet, Aleix Plademunt, Richard Prince, Yurian Quintanas, Joan Rabascall, Tita Reut, Simona Rota, Francesc Ruiz, Txema Salvans, Yann Sérandour, Sol LeWitt, Carlos Spottorno, Anna Talens, Joaquín Torres‐García, Rosemarie Trockel, Isidoro Valcárcel, Juan Diego Valera, Erik van der Weidje, Martín Vitaliti, Javier Viver, Andy Warhol, Lawrence Weiner, Cerith Wyn Evans, Antonio M. Xoubanova, Masao Yamamoto.

Datos de interés

Lugar: Calcografía Nacional
Alcalá 13, Madrid
Fechas: del 6 de abril al 14 de mayo de 2017
Horario: martes a sábado de 10 a 14 y de 17 a 20 h
Domingos y festivos: de 10 a 14 h
Lunes cerrado

Miguel Fernández-Cid, Conferencia sobre Cela y los artistas en “Papeles de Son Armadans”




 Juan Barja y Miguel Fernández-Cid


Julia Sáez-Angulo

            23/05/17 MADRID .- El crítico de arte Miguel Fernández-Cid ha pronunciado la conferencia “La conducta de una estrella, el surco de su trayectoria”, un recorrido por as ideas, escritos y colaboraciones del escritor Camilo José Cela con los artistas plásticos, a través de sus textos en la revista Papeles de Son Armadans, e imágenes de artistas con los que dialogó.

            El acto tuvo lugar en la sala Valle-Inclán del Círculo de Bellas Artes de Madrid, presentado por su director Juan Barja.  

            Miguel Fernández-Cid, director de la Fundación Torrente Ballester, recordó que Cela residió en Mallorca de 1953 a 1958, e hizo un paralelismo de Papeles de Son Armadans con otras revistas como Revista de Occidente, Última Hora de España, Litoral… El conferenciante comparó la grafía de las primeras revistas con las últimas, en su mayoría números monográficos, algunos de ellos muy buscados como los de Picasso, Miró, Gaudí, El Paso…

            Fernández Cid se detuvo en la descripción y belleza de los textos literarios de Cela en Papeles de Son Armadans sobre artistas tan variados como Luis Caruncho, Eduardo Vicente, Ángel Ferrant, Cristino Mallo, Zabaleta…

            La revista de Cela también acogió los versos escritos por los participantes en las Conversaciones poéticas de Formentor, ilustrado en esta ocasión por artistas como el propio Cela, Millares, Canogar, Tapies, Saura o Viola, etc

            Se recordó igualmente el número 50 de Papeles de Son Armadans dedicado monográficamente a Mallorca, en un deseo de Cela de acercarse a la geografía local. Se subrayó también la idea de los desplegables que fue insertando la revista y sobre todo la invitación de Cela a la colaboración de numerosos escritores y artistas del exilio interior y exterior en aquellos años 50.

            Por último Fernández-Cid señalo la colaboración de Cela con ceramistas como Llorens Artigas o los fotógrafos como Mas Pons, Colom, además del fotógrafo austriaco con el que en su día hizo el libro Viaje a la Alcarria. “De los artistas no me interesa tanto la llegada, como su permanencia”, escribió Cela.

            En el coloquio se recordó que Cela intentó un acercamiento al artista Salvador Dalí, enviándole una carta con referencia a otra de Max Aub, pero el director de Papeles de Son Armadans no obtuvo respuesta del pintor surrealista español, por lo que no hubo colaboración entre ambos.






-->

Álvaro Pons, autor de “La cárcel de papel” Diario de un lector de tebeos (2002 – 2016), con prólogo de Luis Alberto de Cuenca





Julia Sáez-Angulo

            El escritor Álvaro Pons es el autor del libro  La cárcel de papel Diario de un lector de tebeos (2002 – 2016), que cuenta con un prólogo de Luis Alberto de Cuenca. El libro ha sido publicado or la editorial Confluencias.

            Experto en el mundo de los tebeos, Álvaro Pons (Barcelona, 1966) es físico y lector de tebeos por vocación. Compagina las dos actividades, como profesor en la Facultad de Física de la Universitat de Valencia y la divulgación de los tebeos en distintas publicaciones periódicas. Organiza periódicamente congresos sobre el mundo del tebeo.

            Luis Alberto de Cuenca, otro gran aficionado a los tebeos, al comic en general, ha escrito en el prólogo del libro: “Hace tres lustros, en diciembre de 2002, inició su andadura el blog de Álvaro Pons La Cárcel de Papel, un rótulo que homenajeaba la mítica sección homónima de La Codorniz.”

            Desde el citado blog, Álvaro Pons transmite toda información nueva y disponible sobre los tebeos para la singular secta abierta de los aficionados a ellos, tanto cómic nacional como internacional. El libro publicado por Confluencias es una selección de los mejor que ha escrito Pons y que cobra el tacto del papel, como reza el título del blog.

            Los epígrafes de los capítulos del libro son: Un largo paseo por Coconino. Ideas y pensamientos; 100 cosas que me gustan de los tebeos; Un mercado de tebeo; Cinecittà enviñetada; Personajes en busca de autor; Un gafapasta en Metrópolis, y Tebeos para el recuerdo. El libro añade un índice onomástico y otro de créditos.

            En la introducción “Todo comenzó con un tebeo”, el autor, Álvaro Pons dice: “Mis primeros recuerdos son con un tebeo en las manos. Puedo ser más preciso incluso: era un tebeo de DUMBO, esa maravillosa colección que publicaba los tebeos de Disney en España a finales de los 60”.

            La vida del lector de tebeos ganó en años y conocimientos, de ello da buena fe este libro de La Cárcel de Papel, publicado por Confluencias Editorial.


"La nueva vida de Yamala", libro sobre los niños refugiados, publicado por SM



L.M.A.


Madrid, 22 de mayo de 2017.- La Fundación SM y la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) se han unido en un proyecto solidario para concienciar a los niños sobre la vida de las personas refugiadas, especialmente la de los menores.

En un momento como el que vivimos, en el que más de 65 millones de personas se han visto forzadas a abandonar sus hogares, ambas instituciones han unido fuerzas para la publicación de La nueva vida de Yamala, un libro de Alejandro Fernández de las Peñas con ilustraciones de Javier Andrada.

Yamala es una niña que no entiende por qué en su país estalló la guerra. Huye de él junto con su familia y llega a España, donde no conoce a nadie ni entiende nuestro idioma. 
El libro refleja cómo es la vida de los más pequeños cuando abandonan su casa y se enfrentan a un mundo nuevo y a una cultura muy diferente a la suya. En definitiva, cómo se ve esta huida desde los ojos de un niño.

La Fundación SM ha editado este libro, cuya venta irá íntegramente destinada a proyectos liderados por CEAR con personas refugiadas residentes en España. Ambas organizaciones te invitan a un acto de reflexión y sensibilizaciónsobre este problema en el que se presentará además La nueva vida de Yamala.
 Sobre la Fundación SM
La Fundación SM desarrolla proyectos de investigación, de formación de docentes y de intervención en contextos sociales vulnerables, con criterios de equidad y calidad en los diez países iberoamericanos en los que está presente. Para la Fundación SM, invertir en educación es la mejor forma de contribuir al desarrollo
integral de las personas, las comunidades y los pueblos. Su modelo está orientado al bien común y al servicio a la sociedad con un fin: transformar nuestro mundo a través de la educación.
www.fundacion-sm.org

Obituario MARÍA TERESA ELGARRESTA, PIONERA DE LA INSERCION DE LAS COMUNIDADES VEDRUNA EN LOS BARRIOS EN AMERICA DEL NORTE Y EN EL CARIBE

EN SAN JUAN DE PUERTO RICO, CUBA, Y REPUBLICA DOMINICANA.



Esquela en "El Correo"






Carmen Valero

            23.05.17 .- VITORIA .- Ha fallecido María Teresa Elgarresta Larrañaga, nació en Villarreal de Urrechu ( Guipuzcoa) el día 1 de  diciembre de 1923, e ingresó en la Casa noviciado de las Hermanas Carmelitas de la Caridad de Vitoria, el 25 de febrero de 1948.  En la misma casa, actual residencia de hermanas mayores, falleció el pasado día 14 de mayo, rodeada del cariño y cuidado exquisito de la comunidad  Vedruna .

 La familia, especialmente su cuñada Mari Carmen y sus sobrinos Maria Eugenia, Maria Antonia y Felipe, se turnaban en visitas durante la semana, para que no le faltase ese cariño, que siempre tuvo cerca y tanto le alegraba. Siguiendo  las normas fundacionales de Santa Joaquina de Vedruna, que quería que sus comunidades fuesen como una familia, ella lo puso en práctica, y en los comienzos de los años setenta, las hermanas de las comunidades de Norteamérica y El Caribe, hacían intercambios para conocerse. Las personas que viajaban desde España u otros lugares, encontraban acogida en esas comunidades familiares, y  lo apreciaban mucho. Su formación en enfermería y puericultura, contribuyeron a su preocupación por los mas necesitados, especialmente por los niños y los mayores en el carisma Vedruna de la sanidad y la educación.
Pidió ir a misiones, para lo que fue a prepararse a Roma en la Institución Vedruna, con objeto de fundar casa en la India, o en Pakistán, visado que no concedieron las autoridades asiáticas, y la destinaron a Londres, junto a Pura Múgica y Mª Antonia Badía, donde abrieron una casa residencia universitaria en el año 1957. Posteriormente inauguraron un colegio católico parroquial en Stratford-on-Avon. Allí se prepararon en inglés, obteniendo títulos en Oxford y Cambridge, para luego poder impartir clases a los niños y a las residentes, que procedentes de los colegios de España, obtenían sus certificados de estudios en inglés.

Eran unas auténticas emprendedoras, y la casa de Londres, un espacio intercultural de formación, donde niñas y religiosas de diversas nacionalidades (India, Japón, Italia, Venezuela, Guatemala, Nicaragua, Chile, Estados Unidos y España), recibían el apoyo a todo el que llegaba al 12, Lansdowne Rd., en Wimbledon, con posibilidades económicas o no, porque aparte de las universitarias residentes, a las personas que carecían de medios económicos suficientes, les buscaban trabajo como “Au-pair”, y así dieron oportunidad a muchas personas sin medios económicos, y que hoy siguen reconociendo esa dedicación de las Vedruna, al ser buenas conocedoras del idioma inglés. Creó un espacio en los anexos de la casa, donde pusieron una cocina salón de estar e iban a reunirse. Se celebraban misas en español e iban los que carentes  de familia, se pasaban las tardes allí, para poderse hacer la comida, o quedar con las amigas  en las jornadas de descanso, como lugar de acogida, le preocupaba mucho la gente. Las fiestas de El Carmen y Santa Joaquina se celebraban a bombo y platillo, en los jardines de la casa, se hacían paellas y tortilla de patatas. Se reunían mas de cien personas. 
Todas las hermanas Vedruna y alumnas que pasaron por allí, lo recuerdan. Era la Inglaterra de los Beatles y Mary Quant, donde se conocía el meridiano de Greenwich, y los grandes museos de Londres. María Teresa Elgarresta facilitaba para la formación todas las cosas lógicas, y creaba ambiente de familia, y lo transmitía con una inteligencia muy clara y acogedora. Era facilitadora de la felicidad a los otros, y lo disfrutaba.

Cuando las hermanas Vedruna, viajaban de Europa a América, o viceversa, las compañías aéreas permitían hacer una escala en una capital europea, y para muchas hermanas de América del Norte y el Caribe, era paso obligado Londres, donde aprendían inglés.
En el año 1968, la destinan a Washington, como viceprovincial de América. Reside en la Casa Vedruna House, y empiezan a trabajar en las parroquias,  con los mas pobres. Fundan la casa de atención a los “homeless” (los sin techo),  los pobres que viven por la calle y vagan con sus maletas, e iban a pernoctar a esta casa para estar resguardarlos de las inclemencias del tiempo, como un refugio, donde dormían, se aseaban y desayunaban. Trabajaban en el Centro Católico dos hermanas ya fallecidas Amaya Duralde y Carmen Banegas, que recibieron un homenaje de reconocimiento cuando se jubilaron.




Reestructura las Vedrunas en América del Norte

Recibe el mandato de reestructurar las fundaciones Vedruna de América del Norte, y cierra las casas de California,  para reducir comunidades muy separadas por la distancia kilométrica, y la falta de personal para atenderlas.               
En el año 1970, la destinan a Puerto Rico, a la Residencia universitaria de Rio Piedras, desde donde va a iniciar unos cambios transcendentales para las hermanas de El Caribe:  Republica Dominicana,  Puerto Rico y Cuba. Lo impulsó el equipo general de Catalina de la Serna, al que se incorporaron una portorriqueña, Lutgarda Reyes y una española Pilar Torres, buenas conocedoras del lugar, que emprendieron la creación de comunidades pequeñas en los barrios mas pobres, y donde  mas necesidades habia. Empezaron a formar comunidades con la gente que querían mucho a las hermanas, y nombraron en Puerto Rico Ministra de la Eucaristía a Nieves de La Rubiera, cargo de la Parroquia para ir a visitar enfermos y ancianos, y acompañar a los que no tenían medios a los médicos. En Guaynabo fundaron el centro CREA, uno de los primeros centros de atención a drogadictos y enfermos de sida, donde trabajó mucho con ellos la hermana Amelia López, artista volcada en la formación de estas personas, codirectora de la editorial Vedruna, con la hermana Lucia Sagastasoloa.
   
En la República Dominicana, cierran la Residencia universitaria y se instalan en los barrios mas pobres como Los Guandules y Guachupita, en Santo Domingo, donde instalan una escuela en colaboración con Fé y Alegria, llevan la Casa de Formación a Herrera, para convivir con los mas necesitados. La Casa provincial se instala en un barrio negro denominado Villa Mella, donde residían las españolas fundadoras, Catalina Sanchez e Isabel Gómez, que fallecieron allí, trabajando hasta el final con la gente, y atendidas por las hermanas dominicanas, en la enfermería de la casa.
En el año 1978, vuelven a destinarla a Washington a Vedruna House, y en el año 1979 a Brooklyn, donde abren la casa de Putnam Ave., en un barrio muy pobre Bet Stevenson, Un barrio lleno de latinos y negros, de la parroquia de Good Councel.  Abren otra comunidad en la casa parroquial en Marcy Ave. y son también muy pobres predominando los hispanos y judios. Colaboran también con  la  Parroquia de La Transfiguración, y nombran a una Vedruna capellán del hospital Woodhod, del estado de Nueva York, dedicado a los pobres. 

En el año 1980, regresa a la Casa provincial de Vitoria, y el año 1981, solicita atender a su hermano soltero Pedro, imposibilitado, en Villarreal de Urretxu, sintiendo la necesidad de atenderle, durante una temporada, hasta su fallecimiento, después de tantos años de ausencia de España. Regresa a la Casa Provincial y atiende a las hermanas mayores y enfermas. En el año 1989, la destinan a Pamplona, al barrio de la Txantrea, una comunidad pequeña, donde colabora en la parroquia, visitando enfermos y en las tareas que la encomendaban, y vive con la comunidad pobre durante diez años. Disfrutaba mucho porque le gustaba cocinar, y se encargaba en la casa de la cocina. El párroco de la Txantrea concelebró el funeral. 
El año 1999, regresa a la enfermería de la Casa Provincial, sintiéndose mayor, y creyendo siempre que iba a vivir muy poco, desde que un médico en Londres, había dicho que tenía un corazón muy grande, y que eso no era bueno.  Solo acertó en que tenía un corazón muy grande, donde le cabía todo el mundo que conocía, y lo abrió a las hermanas facilitando  nuevos caminos de inserción con los mas pobres, siendo pionera en todo lo que hizo, y que algunos consideraban demasiado avanzada, pero ella, fiel a su vocación y a su relación con Dios supo hacerlo. Todo el trabajo de María Teresa Elgarresta, era poner en práctica una teología muy avanzada en esos tiempos, y que ella tuvo la visión suficiente, para ejecutar las decisiones, sin perder ni un ápice de las bases comunitarias de la fundadora, y que hoy con el Papa Francisco, están en plena vigencia. Pudo hacerlo y lo hizo. 

A su funeral, asistieron muchas religiosas Vedrunas, y las hermanas de su comunidad de mayores donde pasó los últimos años,  donde están atendidas como en la mejor residencia de cinco o seis estrellas, si las hubiere como en los hoteles, dando un testimonio continuo a los demás, al igual que lo hacen en las otras casas de mayores, dedicadas a ello, Carabanchel, El Escorial, Valladolid, Cádiz, León, Vinalesa y en la Casa Madre de V ic.
Las comunidades presentes en el acto, estaban encabezadas por la Hermana Provincial de Europa, Narcisa Fiol, (Sisita). Presidian los familiares de María Teresa, su cuñada Mari Carmen Cortaberría, y sus hijos, además de sus sobrinos y primos.
El funeral se celebró en la capilla Gure Aita (Padre nuestro), anexa a la Casa de las hermanas.

Dirigió la ceremonia Mª Paz Marroquí, acompañada de una hermana de Norteamerica, que leyó las lecturas. Al final se leyó un comunicado de las provincias de América, en el que evocaban el encuentro con Dios. Decían: “!Como nos entendiste lo que queríamos con la inserción y lo apoyaste!. Firmado: Las hermanas de El Caribe y América.”.
Al día siguiente sus cenizas fueron depositadas  en el cementerio de Santa Isabel de Vitoria, en el panteón de las Hermanas Carmelitas de la Caridad, presidido por el párroco Don Tomás Carbajo Pérez.  A los cantos de alabanza de las hermanas en el recorrido, se unieron los pájaros que no pararon de gorjear, como tanto a ella le gustaba escucharlos bajo los tilos de su casa, mientras regaba las flores del jardin.

-->
Todos los que te conocimos, damos gracias por tantas cosas que nos diste de ejemplo y que nunca olvidaremos. Permanecerás en nuestra memoria para siempre.